CUADERNOS DE TZADE

Cosas que me pasan, cosas que pienso, cosas que digo y cosas que callo

20 agosto 2005

"No me arrepiento de nada"

En el colegio de monjas nos enseñaron que el arrepentimiento era bueno, ya que significaba que sentías pesar por haber pecado y que deseabas enmendar ese error; hicieras lo que hicieras la penitencia era rezar, que era algo que tenías que hacer, pecaras o no y que además era un privilegio porque era comunicarse con el mismísimo Dios. Así que por pecar una tenía como penitencia un privilegio. ¿De qué debe arrepentirse una niña de ocho años antes de la noche del sábado para poder confesarse y comulgar el domingo por la mañana? Lo único que sé es que el cura se partía el culo de la risa conmigo cuando confesaba (con el trabajo que me había costado pensar en un pecado digno...)
Cuando te haces mayor conoces a mucha gente que presume de no arrepentirse de nada, "no me arrepiento de nada" dicen con la frente muy alta y la barbilla como movida por un hilo invisible de marioneta. Quieren decir que no sienten lo que han hecho, que no haran nada para repararlo y que no dudarían en repetirlo.
Me encantaría poder decir que no me arrepiento de nada de lo que he hecho, que no he cometido errores y que no hay nada que enmendar, nada que cambiaría de volver a estar en el mismo lugar en las mismas circunstancias...
Nunca fue mi pecado el orgullo y sí es cierto que me arrepiento y avergüenzo de unas cuantas cosas y me jode no poder decir que no volveré a hacer nada de lo que arrepentirme. Sólo puedo decir a mi favor que si alguna vez hice daño a alguien fue sin quererlo, pedí perdón y reparé el daño siempre que me fue posible.
Hace más de diez años que me alejé de las faldas de los curas y más de siete que no piso a una iglesia más que para ir a bodas o bautizos. Ahora los errores y los pesos en el corazón no se curan con las risas de un cura y tres avemarías.
En la madrugada del lunes y durante todo el martes toqué fondo y esa fue la única razón por la que miré hacia arriba y comencé a emerger, porque ya no podía bajar más.
Venían a mi mente ciertas imágenes de una película que ví en cierta ocasión, se titulaba "Acusados", a menor escala, con menos dramatismo, sin jueces de por medio (pero sí policías)... fui Jodie Foster en ciertos fotogramas y, sí, yo sí me arrepiento de algunas cosas. Y me estoy planteando marcharme de este sitio.
Cuando hablo de viaje, hablo de huída.

3 Comments:

  • At 8/21/2005 05:31:00 a. m., Blogger gallardo said…

    Ojalá sea por viajar, porque de huida ni hablar, siempre estarás contigo donde vallas. Tu ya lo sabes verdad, no se puede separar a quien eres de donde estas.
    El enemigo somos nosotros mismos, ahí esta la verdadera lucha.
    Lo harás bien estoy seguro, no te dejaras coger por tonterías.
    Veras nuevos rostros y nuevos paisajes, aprenderás mas de la vida para compartirlo con nosotros en tus textos, y te lo agradeceremos.
    No me hagas caso hoy ando un poco pelotudo.
    Besos

     
  • At 8/21/2005 08:32:00 a. m., Blogger mazamarroque said…

    Lo bueno de tocar fondo es que ya solo te queda subir ...

     
  • At 3/04/2007 09:45:00 p. m., Anonymous Anónimo said…

    Keep up the good work » »

     

Publicar un comentario

<< Home