CUADERNOS DE TZADE

Cosas que me pasan, cosas que pienso, cosas que digo y cosas que callo

17 junio 2009

Sé que te reconocerás

Podría decírtelo por mil medios y de mil maneras, pero me nace decirlo aquí, me nace decir que te quiero muchísimo y que lo sepa todo el mundo, aunque no sepa quién eres... que te quiero y me duele verte sufrir y que hoy mismo si hubiera podido tomaba un avión o dos y te daba un abrazo de esos largos, bien largos.
Eres una de las mujeres más inteligentes que conozco y más valientes y más buenas y más dulces y más dicharacheras... eres una mujer admirable en todos los sentidos en los que se puede admirar a una persona y sobre todo eres humana, humanísima, tremendamente humana... tanto que hasta creo a veces que se me ha contagiado un poco de ese modo tuyo de ver las cosas de otra manera.
No eres perfecta, claro que no, por ejemplo, eres la peor celestina que he conocido en mi vida... todo lo demás es perdonable. Aunque sólo sea porque en determinados momentos fuiste la única que estuvo ahí en un momento y en un contexto que hubieran sido un infierno sin ti, o porque me intentaste enseñar a decir las cosas de un modo un poco menos duro, o porque tenías y tienes la sonrisa fácil y el alma inquieta, el corazón grande y el andar pequeño, la ilusión espontánea y los ovarios bien puestos.
¿Te ves bien cuando te miras al espejo? ¿Eres capaz de ver quién eres, cuánto vales, el efecto que produces en las personas? No necesitas que te lo diga yo, no necesitas que te lo diga nadie; necesitas verte y creerte. Y no es que te haga falta ser feliz... es que lo mereces. Tu sonrisa ilumina la calle cuando pasas. Te quiero muchísimo y estoy deseando de que regreses para abrazarte.
Recuerda que tu felicidad está en tus manos. Recuerda que no hay prisa. Recuerda que pasado un tiempo todo resulta leve y que a fin de cuentas, lo importante, la persona más importante eres tú. Recuerda que en cuanto me toque la lotería nos vamos tú, yo y mi niño a Nueva York, por ejemplo, o a Madagascar, o a Barcelona.... nos vamos y nos regalamos el tiempo y las risas que nos debemos. Recuerda que te quiero, que te quiero muchísimo y que te echo muchísimo de menos.
Que lo sepa todo el mundo, aunque no sepan quién eres... te quiero un montón.

1 Comments:

  • At 6/18/2009 12:20:00 p. m., Anonymous Anónimo said…

    Jo! Inma nadie como tú me da los repasos que necesito. Mil gracias por pensar eso de mí, por ayudarme a ver lo k yo no veo. tengo ese puñetero defecto, que es antes lo que digan los demás (pero nocualquiera) de mí que lo que yo misma pienso. Yo también te quiero mucho y lo ques más, que todo es natural, sin compromiso, sin esfuerzo , porque el querernos sale de lo más profundo. Ojalá la lotería (yo tengo al calvo al k pasarle un boleto, je,je,je) o unos ahorrillos nos permitan irnos los 3 a desconectar y a disfrutar y también a replantearnos por trigésimo-cuarta vez nuestras vidas. ¿cómo coño se aprende a ser feliz de verdad? estoy tan acostumbrada a la teoría que no sé llevar a la práctica. Bueno, esto es el primer objetivo para el año que viene "la buscadora". Besos maitia.
    P.D.: como nadie me sacas la sonrisa entre lágrimas..¡k bueno y k cierto lo de mala celestina!!

     

Publicar un comentario

<< Home